Un tsunami devast贸 Sevilla en el siglo III d.C.

En la d茅cada de 1970, se descubrieron dos inscripciones romanas, fechadas entre 245 y 253, en 脡cija (antigua Astigi) en Sevilla, que indicaban que el emperador exim铆a de impuestos a Betika (alrededor de la actual Asia occidental andaluza). Sin embargo, el motivo no se especifica en la l谩pida. Ahora, el estudio ha identificado un evento de onda extrema del siglo III d.C. en la fase de colapso de un edificio p煤blico en la ciudad romana de Hispalis. Sevilla, Espa帽a (evento de olas extremas鈥

Reg铆strate gratis para seguir leyendo

Si tienes una cuenta en PeriodistasdeGenero, puedes utilizarla para acreditar tu identidad

En la d茅cada de 1970, se descubrieron dos inscripciones romanas, fechadas entre 245 y 253, en 脡cija (antigua Astigi) en Sevilla, que indicaban que el emperador exim铆a de impuestos a Betika (alrededor de la actual Asia occidental andaluza). Sin embargo, el motivo no se especifica en la l谩pida. Ahora, el estudio ha identificado un evento de onda extrema del siglo III d.C. en la fase de colapso de un edificio p煤blico en la ciudad romana de Hispalis. Sevilla, Espa帽a (un evento de olas extremo en el siglo III d.C. identificado en el colapso de un edificio p煤blico en la ciudad romana de Hispalis) ofrece una respuesta sorprendente publicada en Natural Sciences Archaeology: Una guerra que comenz贸 con un enorme tsunami en el Golfo de C谩diz supuso el abandono de muchos asentamientos costeros y devast贸 Sevilla. La completa destrucci贸n de un edificio p煤blico romano en los actuales Reales Alc谩zares, muy cerca de la catedral de la capital andaluza, aporta pistas.

M谩s informaci贸n

El informe, firmado por expertos de las universidades de Hahn, Aix-Marsella (Francia), Granada, Sevilla, Huelva y Turingia (Alemania), se remonta al caso del 400 a.C. C. El Oc茅ano Atl谩ntico forma una laguna en la desembocadura del r铆o Guadalquivir, conocida en la antig眉edad como Lacus Ligustinus. Esta entrada est谩 rodeada por tres corredores fluviales, uno de los cuales conduce directamente a Hispalis. Permite que barcos de tama帽o medio lleguen a Alcal谩 del R铆o (a 15 km aguas arriba de Sevilla) y transporten minerales, aceite o vino. Se calcula que el puerto de Sevilla es de grandes dimensiones -m谩s de un kil贸metro- y transporta aproximadamente 18.000 toneladas de productos al a帽o.

Entre 2009 y 2014, un equipo arqueol贸gico inici贸 las excavaciones en el Patio de Banderas. 芦Las obras revelan una impresionante estratigraf铆a urbana entre los siglos IX a.C. y XIII. Pero entre todos los hallazgos destaca un edificio p煤blico romano bien conservado, construido con obras africanas. [sillares] Rep煤blica Tard铆a (60-30 a.C.)鈥, recuerda el informe. Se organizaba en torno a un patio central con una galer铆a columnada en su extremo sur. Los expertos lo identificaron como espacio comercial y administrativo asociado al puerto fluvial de Hispalis.

Al analizar los restos del edificio, el primer equipo concluy贸 que hab铆a sido restaurado varias veces durante la 茅poca Flavia (finales del siglo I), concretamente entre el 200 y el 225 d.C. C., cuando 鈥渓os restos arquitect贸nicos se derrumbaron en general鈥.Tambi茅n se descubri贸 que la mayor铆a de los muros hab铆an sido desplazados [por una fuerza exterior] Dir铆gete siempre hacia el noroeste. De hecho, muchos de ellos se desplomaron y cayeron al pavimento de la calle, sin embargo, estos expertos descartaron que se tratara de un tsunami por dos razones fundamentales: porque el lugar est谩 a 6,70 metros sobre el nivel del mar, y porque la distancia entre H铆spalis y Lacus Ligustinus Son casi 40 kil贸metros (actualmente 75 kil贸metros), es decir, para destruir este edificio, un tsunami tendr铆a que ser como la madre de todos los tsunamis.

En Sevilla se excavaron restos de edificios p煤blicos arrasados 鈥嬧媝or el tsunami.

Sin embargo, los autores del nuevo informe 鈥揗ario Guti茅rrez-Rodr铆guez, Jos茅 N. P茅rez-Asensio, Francisco Jos茅 Mart铆n Peinado, Enrique Garc铆a Vargas, Miguel 脕ngel Tabales, Antonio Rodr铆guez Ram铆rez, Eduardo Mayoral Alfaro y Paul Goldberg鈥 sostienen que las opiniones basadas en Las disputas El an谩lisis visual de los restos 芦no fue suficiente禄, por lo que realizaron un estudio multidisciplinario combinando m茅todos y t茅cnicas macro y micro. Para encontrar la respuesta, se basaron en las disciplinas de la dataci贸n por carbono 14, el an谩lisis micromorfol贸gico, la mineralog铆a, la geoqu铆mica, la micropaleontolog铆a, la microscop铆a de fluorescencia ultravioleta, la espectrometr铆a de masas con aceleradores, los calibradores de radiocarbono y la investigaci贸n de cer谩micas y materiales.

en Ingl茅s

As铆, comenzaron a analizar 芦yacimientos de minerales microlaminados, mezclados con arena, lechos limosos y abundantes fragmentos de concha禄, junto con columnas de ladrillo, varios trozos de sillar calizo, yesos y pinturas, una columna estriada, procedentes del Mediterr谩neo y fragmentos de m谩rmol de distintas canteras. Inscripciones t铆picas y relieves votivos completos en m谩rmol del culto a Isis. Lo sorprendente del caso, descubrieron pronto, fue que 芦estos materiales no pertenec铆an al edificio, ya que estaba construido con piedra caliza y ladrillo禄. En cambio, los elementos ex贸genos del edificio fueron transformados qu铆micamente por un 芦evento de alta energ铆a禄. transform谩ndolos en Fueron transportados al edificio en Banderas Courtyard Plaza, donde quedaron atrapados 芦debido a los efectos de la inundaci贸n del tsunami禄. El informe estima que esto ocurri贸 entre 197 y 225 a帽os.

Patio del arruinado edificio p煤blico H铆spalis.

Entre los elementos encontrados se encontraba un sello con la inscripci贸n 芦IIAVRHERACLAE/ PATETFILFBAR AVR HERACLAE/PAT ET FIL/F BAR禄, elaborado en un taller de cer谩mica junto al r铆o Guadalquivir y que es propiedad de los Septimi de los emperadores Severo, Antonino Caracalla y Geta. La inscripci贸n hace referencia a la familia libre Aurelii Heraclae, que dirigi贸 los talleres entre el 197 y el 207 d.C., y estos datos coinciden perfectamente con la dataci贸n de otras cer谩micas del yacimiento.

A la izquierda hay fragmentos de pinturas y m谩rmol; en el centro hay una l谩pida votiva dedicada a la diosa Isis; a la derecha hay un primer plano del m谩rmol.

En consecuencia, el estudio concluye afirmando que el sitio del Patio de Banderas 鈥渟e gener贸 durante un evento de oleaje extremo鈥 y que el edificio actu贸 como trampa para los elementos arquitect贸nicos arrastrados tierra adentro por el tsunami. 芦Seg煤n los datos que tenemos y teniendo en cuenta la distancia de ese punto a la costa en 茅poca romana [unos 40 kil贸metros]identificamos el posible origen del sitio como una combinaci贸n de una tormenta de alta energ铆a que podr铆a haber producido olas y corrientes en el lago Privet lo suficientemente fuertes como para transportar animales marinos y de estuario, combinadas con fuertes lluvias del r铆o Guadalquivir e inundaciones.

Esta puede ser, por tanto, la respuesta a dos inscripciones en 脡cija que indican que la provincia de Betika estuvo exenta de pagar impuestos (prouincia immunis) entre 245 y 253, aunque los motivos no est谩n claros. El editor del estudio record贸 que esta medida se tom贸 principalmente despu茅s de desastres naturales. Ahora creen saber cu谩l es.

falsa creencia

El estudio fue publicado en Natural Sciences in Archaeology y no en Springer, que fue el grupo editorial que lo public贸, tal y como recoge la primera p谩gina de la noticia.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aqu铆