Paula Merlán

Su primer libro de ilustraciones apareció en 2012 y desde entonces ha publicado cuarenta libros infantiles, algunos de los cuales han sido traducidos a idiomas como: gallego, catalán, inglés, francés, italiano, coreano, chino, rumano, griego y malgache.

Desde 2018, su trabajo ha ganado dos premios de oro y tres menciones de honor en los premios US International Latino Book Awards. Además, ha recibido varios premios del Bank Street Institute of Education y del prestigioso New York School Library Journal.

Merlán acaba de publicar con Carambuco Ediciones no me chupo los pulgares Una historia destinada a romper el hábito en los niños pequeños, lo que puede ser un reto para las familias y los educadores.

Primero estudiaste derecho, ¿qué pasó con un abogado que se dedicó a las letras? ¿infantil?

Después de la facultad de derecho, comencé a trabajar en el bufete de abogados de mi hermana. En mi tiempo libre, aproveché para tomar cursos extracurriculares de lectura y animación musical porque siempre me sentí conectada con PeriodistasdeGénero de la educación. Solía ​​improvisar historias en mi salón de clases y me di cuenta de que a los niños pequeños les encantaban. Esto me animó a escribir una historia para mi sobrina que aún estaba en el vientre de mi hermana y, con el apoyo de mi esposo, la envié a algunas editoriales. Al mismo tiempo, comencé mi carrera docente aprendiendo de manera semipresencial. Iba una vez al mes a la Universidad de Salamanca y recuerdo que fue una época intensa, de mucho trabajo pero muy gratificante a la vez. Como publicar es complicado, me animé a participar en el concurso y obtuve buenos resultados. Aunque la mayor sorpresa fue un correo electrónico que recibí el 22 de diciembre de 2011, en el que la editorial La Galería del libro me informaba que estaban interesados ​​en publicar mi primer álbum de ilustraciones: «¡Esto no es una fábrica de sonrisas!» A partir de hoy , hay más de 40 libros en el mercado, muchos de ellos en varios idiomas… ¡cosa que nunca creí posible!

Artículo Recomendado:
Oukitel WP19, el teléfono resistente para exteriores, ahora disponible en todo el mundo

Empezó hace 10 años y ha publicado más de 40 libros, algunos de los cuales Traducido a varios idiomas, es justo decir que la variación no es mala para ti.

Así es, no me arrepiento de haber hecho tal cambio en mi vida. Ser abogado no es para mí. Me divierto mucho estando en el aula con mis alumnos y soy aún más feliz cuando puedo leerles algunas de mis historias y profundizar en la historia, sus personajes… es increíble cuando me dicen «Paula, soy en la librería», o «¿Escribiste este libro también?» En clase, siempre hay cuentos en la biblioteca del salón, y por supuesto no todos son míos. Cuando compartimos con Es emocionante ver cómo disfrutan leyendo sobre una sesión o evento de cuentacuentos relacionado ¡Qué alegría animarlos al mundo de la lectura de esta manera!

Este éxito habla de la exportabilidad de algunos de los temas que aborda en el libro.Esto es ¿Fue algo planeado o vino solo?

A veces, la idea de un libro es espontánea, no planificada y surge de alguna experiencia familiar o del aula, por ejemplo: «Dedos en la nariz», «Los piratas no mojan la cama», «El bolso de la señora T» o «La familia Ubricht». .» Pero en otros casos, por algunas razones específicas, necesito escribir algunas historias, como «Troglodita». Estoy creando un proyecto sobre prehistoria con mis alumnos de 5to grado y necesitaba un álbum de ilustraciones atractivas para introducir el tema, pero no pude encontrarlo y de ahí surgió la idea de este libro. Otro caso similar es “La red de Inés”, que también surgió de la necesidad en el aula de abordar el tema de la contaminación marina y respetar el desarrollo de los seres vivos en el ecosistema.

Artículo Recomendado:
POCO F4 GT con Snapdragon 8 Gen 1 para un juego más fluido

¿Cómo nació la idea de «no me chupo los dedos» en esta situación?

La idea surgió en una firma de libros en Madrid, donde me preguntaron por qué no escribía un libro sobre niños que se llevan los dedos a la boca. El proceso de creación de la historia fue muy divertido. Cuando escribo me imagino a los personajes en mi mente y su escenario, la guardería. Me alegré mucho cuando la editora de Carambuco, Cesca Mestres, me dijo que quería publicar este artículo. Además, el hecho de que Ana Zurita sea la ilustradora de esta historia lo hace aún más genial. Sus ilustraciones están llenas de color y humor. Es tan fácil trabajar con ella y con Cesca, es un verdadero talento.

Como docente, es importante entender que cada niño es diferente y que tiene su propio ritmo, ¿No están todos aprendiendo todo al mismo tiempo? ¿Esto frustra a los padres?

Cada niño es diferente y eso lo sé muy bien. A veces insistimos en que los taxones evolucionen al mismo tiempo, lo cual está mal. Cada niño es único, diferente e irrepetible. Unos leen antes, otros después, unos suman más rápido que otros… pero creo que lo importante es disfrutar del proceso de aprendizaje del alumno y de la enseñanza del profesor. Trabaja duro e intenta, pero diviértete, siempre motivándote y creyendo en el potencial de cada niño. Creo que este es el secreto para evitar la frustración de los estudiantes y los padres.

Puedes adquirir este libro en:

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí